El club de las pajas

Os voy a contar una anécdota de mi infancia.
Cuando era pequeño e iba al cole, había un grupito de amigos que se juntaban algunas tardes para jugar al fútbol y otras cosas.
Casi todos vivían en una calle sin salida con bastante tranquilidad para jugar al fútbol y eso.
No eran de mi estilo esos chicos así que yo nunca me junté con ellos.
Eran 5 chicos.

Yo empecé a coger un poco de confianza con uno de ellos. Me contó eso, que jugaban al fútbol en la calle o a otras cosas, pero también me contó que veían pelis guarras y se hacían pajas.
Yo no me lo creí ya que en ese tiempo era dificilisimo conseguir porno. 
Ya en otro artículo anterior os conté un poco lo complicado que es.

El caso es que había ciertos detalles que me hicieron pensar que mi amigo decía no mentía. Uno de ellos es que en los vestuarios de un campo de fútbol antes de que nos desnudaramos todos... ya empezaron a hacer bromas sobre uno de ellos que si la tenía muy grande. Y es verdad que la tenía bastante más desarrollada que el resto. Osea que como poco los demás ya le habían visto la polla anteriormente.
Otro detalle era los comentarios que hacían en el recreo entre ellos de las pelis que habían visto el día anterior.

Un día incluso, invitaron a pasar la tarde con ellos. Pedí permiso en mi casa y me fuí con ellos. Hicimos lo que hacen los niños a esa edad (sobre 14 años), jugar en la calle, peleas medio en broma, merendar... y luego me dijeron que se iban a casa de uno (que la casa estaba sola y había intimidad para ver porno), pero os digo la verdad: Yo me rajé.
Primero porque aunque a esa edad yo ya era un pervertido de mucho cuidado, me daba vergüenza exteriorizarlo y en ese sentido era muy tímido e introvertido.
Segundo porque me daba muchísima vergüenza la idea de hacerme pajas delante de los amigos.
Y tercero porque aquello sonaba un poco a maricones.
El resultado es que les dije que mi madre se enfadaría si llegaba tarde y me largué de allí pitando.



Ahora viéndolo con perspectiva, esa historia no la veo tan mal. No entiendo porqué la masturbación se tiene que hacer únicamente cuando uno está solo, necesariamente.
Así hace la mayoría... nos masturbamos en soledad.
Creo que seguimos pensando... es algo malo... hay que hacerlo solo... que nadie lo sepa.

De un tiempo para acá me da mucho morbo el tema de pajas en grupo. Me imagino 3 o 4 chicos en el sofá tranquilamente con las pollas al aire dándole, mientras ven una buena peli porno. Me imagino que hacen comentarios sobre las tias que salen, sobre las cosas que pasan en la peli y todo eso.
Me gustaría experimentar algo así.

Hace poco hablando de sexo por email con uno que suele leer mi blog me comentó de casualidad que él a los 20 años se hacía pajas con los amigos viendo porno o incluso sin ningún tipo de material erótico, simplemente porque les apetecía masturbarse. Este amigo es argentino. Y me comentó que en Argentina es muy habitual eso.

Yo nunca he estado en Argentina, ni tengo amigos de esa tierra, pero según me contó ese chico allí hay mucha camaradería con ese tema. Me dice que es bastante habitual eso de hacer grupitos en la juventud para hacerse pajas de buen rollo como amigos. Que lo llaman "Club de las pajas"

Joder! Increíble.



Yo sé que aquí en España hace años si se daba un poco en la adolescencia, ya os digo que en mi cole se daba, pero ya con el tema de Internet el hábito ha cambiado.

Me pregunto si eso de hacerse pajas en compañía con amigos es algo bueno o malo, desde el punto de vista psicológico. ¿Algún psicólogo en la sala? jejee

Y siempre me he preguntado que pensarán las chicas sobre esto... ¿Que diría una mujer si su novio o marido le confesase que de adolescente se hacía pajas con amigos en grupo? ¿Y si le dijera que aún lo hace alguna vez que otra con algún amigo? .... (ahora con voz de Eduard Pulset)... es una duda que me atormeeenta ¿verdad?.

Imagino que las chicas nunca habéis hecho algo así entre vosotras. Al menos ninguna me ha llegado a comentar nada más allá de algún toqueteos en plan jugar a los médicos entre vecinas. Pero esto no es lo mismo.


La forma de contactar conmigo, por si os apetece:
Por twitter: @malaga_sensual
Por instagram: malagasensual


¡¡Gracias por leerme!!

16 comentarios :

  1. Pues yo de adolescente tengo que decir que era uno de esos que se juntaba con sus amigos y nos pajeabamos viendo revistas xxx. Me encantaba hacerlo. Era como hacer algo peligroso y excitante a la vez.
    Ahora tengo 20 años mas y me gustaria repetirlo ¿porqué no? seria rememorar viejos tiempos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo malo que si se lo propones a algún amigo ahora lo más probable que te tache de gay. Una lástima.

      Saludos.

      Eliminar
    2. Lo que más llama mi atención es que de adultos nos parezca una cosa rara y de tendencia homo el hacer esto que en la adolescencia hemos hecho casi todos, y me refiero a los dos sexos. Algunos lo hacen en compañía de amigos, vecinos e incluso primos, todos pasamos por una etapa de descubrimiento de nuestra sexualidad y siempre somos más propensos a comentarlo con los amigos y primos cercanos a nuestra edad que con nuestros padres.
      Recuerdo que tenía una vecina en la adolescencia que venía a casa cuando sabía que mi primo y yo estábamos solos, siempre acabábamos jugando algo de connotación sexual, como a los médicos o así. Y en realidad lo que nos sucedía era que los tres teníamos curiosidad de descubrirnos, de saber como es el otro, como es el sexo opuesto y como es tu propio sexo en otro cuerpo, eso es todo, no creo que sea suficiente esta curiosidad como para etiquetarla de homosexualidad.
      Además soy de la opinión de que esta curiosidad nunca desaparece, pues según vemos que ocurren cambios en nuestro cuerpo cada año, queremos saber si los otros cambian de la misma forma, o sea si lo que nos pasa es medianamente normal, y esto tampoco me parece que sea un signo de homosexualidad.
      En fin creo que lo de la soledad está sobre valorado, así como lo de las inclinaciones sexuales y lo de poner etiquetas a todo en la vida. Quizás lo que necesita el ser humano es un poquito más de libertad, y dejar de vivir encorsetados por tantas etiquetas.
      Muy bueno este blog colega, muy entretenido y divertido. No lo dejes x fa.
      Saludos

      Eliminar
  2. Los chicos no sois los unicos que haceis eso. Las chicas tambien, te lo aseguro. Lo que pasa que nosotras lo hacemos de otro modo. Con juegos y demas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A menudo las primeras experiencias sexuales light se disfrazan de "juegos".
      Molaría que nos contaras que tipo de juegos tenias.

      Por cierto... nunca una amiga mía me ha contado que se hiciera pajas con amigas. Nunca... y mira que me hubiera gustado que me lo contase, pero ná.

      Saludos Nuri!

      Eliminar
  3. Estoy con Nuria, los chicos somos más Bastos y más directos para eso. Ellas lo hacen más buscando el juego, las risas, lo hacen más divertido y más morboso a los ojos de los chicos. Angel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que los chicos vamos al turrón. Sin pasos intermedios ni juegos... vamos a lo que vamos. Y desde pequeñitos. Curioso, verdad?

      Estoy contigo... los juegos molan mas.

      Saludos Ángel.

      Eliminar
  4. Reconozco que alguna vez lo he hecho con colegas, en esa época que estás aún explorándote, aunque nunca ha sido una costumbre. Sobre las chicas... Nuri, tienes que explicárnoslo con más detalle ¿A que te refieres a "con juegos y demás?

    Saludos!

    P.K.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una de de esas experiencias que de mayores nos cuesta un poco reconocer (en una conversación en persona).

      Le he preguntado a ver si Nuri nos lo cuenta.

      Saludos P.K.

      Eliminar
  5. Hola, la verdad es que hace tiempo leí tu blog y me pareció muy interesante. Por desgracia no lo marqué en favoritos y el nombre del blog nunca lo recordé completo. Me alegro de haber podido encontrarlo de nuevo.

    Recuerdo en mi adolescencia, allá a finales de los 90, que un amigo mío había logrado guardar en un disquette unas fotos subidas de tono encontradas en internet. Las fotos eran en su mayoría fakes de famosas, tipo Victoria Beckham o Cindy Crawford, fakes que hoy en día nadie se tragaría, pero en aquella época... eran oro.
    El caso es que mi amigo llevaba arrastrando en el colegio cierta fama de gay, cosa que a mi me daba igual, pero cuando estábamos a solas en su casa viendo las fotos porno del disquette, se me ocurrió proponerle que nos hiciesemos unas pajas y así aliviar el calentón, no me puso mucho impedimento, para mi alegría, nos bajamos los pantalones, y en el sofá estábamos los dos sentados, masturbandonos mirando a la pantalla del pc.
    He de decir que aquello me puso como una moto, y llegó un momento que ni miraba las fotos del pc, y sólo podía mirar a mi colega masturbarse. Decidí que era el momento de comprobar si sería tan abierto de dejarse masturbar por mi, así que solté mi polla, y lentamente acerqué mi mano a la suya, le acaricié primero los huevos y luego subí, tocándole la mano haciendole ver que la soltase de su polla, que ya se la iba a hacer yo. Nunca había sentido tanta satisfacción y excitación al ver como tampoco puso impedimento en que le hiciese yo la paja, gocé muchísimo al agarrarle la polla y poder notar su grosor y calentura. Él andaba ya tan caliente, que también me la agarró a mi, lo cual me puso a cien, nos masturbamos el uno al otro, y recuerdo que la calentura era tal, que hasta nos dimos un par de morreos.
    Finalmente yo acabé corriéndome, y un par de minutos después mi amigo hizo lo propio, nos pusimos perdidos de leche el uno al otro, tanto en las piernas como en la barriga, nos fuimos al baño a limpiarnos, ambos sin apenas hablar. Después del calentón me sentía un poco extraño de haberme soltado de esa manera tan loca. No tardé mucho en irme a mi casa, aunque mantuvimos la amistad, y con la edad que teníamos (13 y 14 años), volvimos a repetir varios episodios como el de aquel día, ya que no podíamos pensar en otra cosa, esa edad es una locura.
    Cuando acabamos secundaria no nos volvimos a ver, pese a que años después nos agregamos al Facebook, y ahí si pude comprobar que él es gay. Muy posiblemente por eso logré tener aquellas maravillosas pajas con mi colega, con otro colega hubiese sido imposible llegar a tanto.

    Esa es mi experiencia con las pajas entre colegas, tuvimos muchos encuentros en aquella época, y algunos fueron un desmadre en comparación con la primera vez. Sin embargo, la primera vez suele ser la que más se recuerda.
    Un saludo, y disculpa por el tocho, no he tenido muchas oportunidades en mi vida de poder contar esto.

    Capricornio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Tú crees que eso puede marcar para definir tu sexualidad en un futuro? Yo pienso que no, pero si que te marca de alguna manera.
      Las primeras experiencias sexuales siempre marcan.

      De tocho nada tio... que me ha encantado que lo hayas compartido por aquí.

      Saludos!

      Eliminar
    2. En mi caso, mi sexualidad es un poco abstracta desde niño. Ya que con 5-6 años lo mismo fantaseaba con estar en brazos de una bella mujer desnuda, que verle el pito a un amigo de clase (ahora que lo pienso, muy light aquellas fantasías, normal al ser un crío, supongo).
      El caso es que echando la vista atrás a todas mis intrigas sexuales, siempre me he considerado hetero, con unas ganas locas de tocar y mamar penes, pese a que muy pocos hombres me dan morbo en conjunto, en caliente ya ves, fuí capaz de morrearme con mi amigo, y repetir varias veces. La verdad es que echo mucho de menos el tacto de un pene en mis manos y boca.

      Tambien desarrollé en mi adolescencia, mucha curiosidad por el incesto, y tuve la suerte de vivirlo en primera persona con ayuda de mi hermana, aunque eso es otra historia ya.

      Saludos

      Capricornio.

      PD. Me hice un lío y respondí sin citar tu comentario, por tanto, lo verás repetido un poco mas abajo, cosas del navegador...

      Eliminar
  6. En mi cole lo hacíamos un poco todos, era un cole solo de niños y no teníamos ni idea de como conocer a chicas. Nos íbamos detrás de la iglesia y allí lo hacíamos. No era algo Gay, incluso cuando una vez nos tocamos todos (aunque si hubo sentido de culpa por mi parte después, pero eso debe de ser el efecto de la culpa religiosa que intentaban inculcarnos). Luego a veces jugábamos a juego de espadas, pegarnos los rabos duros, nadie ganaba era el morbo de hacerlo. Por cierto había uno que se corria sin ni hacerse paja que flipabamos todos, no se si todavía podrá hacerlo el tío o era excitacion de niño. En fin creo es súper normal hacer estas cosas de niño y la verdad hoy en día me doy cuenta que incluso me molaría tener ese nivel de intimidad con mis amigos hoy en día. Alguien lo ha hecho de grande con amigos?

    Island.boy

    ResponderEliminar
  7. Hola Malaga Sensual, soy el anónimo del 25-6 a las 15:08, el navegador no me deja responder a tu respuesta, así que te vuelvo a escribir con un comentario nuevo.

    En mi caso, mi sexualidad es un poco abstracta desde niño. Ya que con 5-6 años lo mismo fantaseaba con estar en brazos de una bella mujer desnuda, que verle el pito a un amigo de clase (ahora que lo pienso, muy light aquellas fantasías, normal al ser un crío, supongo).
    El caso es que echando la vista atrás a todas mis intrigas sexuales, siempre me he considerado hetero, con unas ganas locas de tocar y mamar penes, pese a que muy pocos hombres me dan morbo en conjunto, en caliente ya ves, fuí capaz de morrearme con mi amigo, y repetir varias veces. La verdad es que echo mucho de menos el tacto de un pene en mis manos y boca.

    Tambien desarrollé en mi adolescencia, mucha curiosidad por el incesto, y tuve la suerte de vivirlo en primera persona con ayuda de mi hermana, aunque eso es otra historia ya.

    Saludos

    Capricornio.

    ResponderEliminar
  8. A dia de hoy tardo cinco minutos en amorrarme al amigo pajillero.
    No soy gay, en el sentido de que me gusten los chicos. Pero si me pone mucho el sexo con chicos. Soy bisex y cualquier situación con un poco me morbo me dispara la libido.
    Aunque de chico era tremendamente tímido sobre todo con el sexo. A dia de hoy tampoco comento mis gustos sexuales. Para que no me miren como un bicho.

    Bisexbcn

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lamentablemente en esta sociedad tan hipócrita, no queda otra que omitir ciertas cosas para así evitarse muchos problemas.

      Saludos Bisexbcn!

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...