Experiencias vergonzosas

La vida se compone de experiencias. A veces mejores y a veces peores. Y a veces algunas muy muy vergonzosas.

Yo creo que todos en algun momento hemos tenido algún episodio de "tierra tragame". Yo he tenido unas cuantas... intento hacer memoria y os juro que he tenido algunas.... pero ahora mismo no me acuerdo.

Todo esto viene porque hace tiempo me contaron una historia. No es mia... ojalá hubiera sido mia. jajaja pero me resultó tan divertida que quiero compartirla.

Situaros: La típica oficina de seguros trabajan dos personas: Jorgito y su compañero. Por lo visto un día se pone malo uno... y Jorgito se queda sólo toda la tarde.
Jorgito es un pajero empedernido que como ve que se ha quedado solo... decide buscar porno en el ordenador y disfrutar de una tarde tranquila sin interrupciones, pero como su oficina tiene ventanas a otras oficinas no puede sacarse la polla para masturbarse.
Decide girar un poco la pantalla para que no vea la pantalla desde fuera y se pone una película porno... se dispone a tocarse discretamente por encima del pantalón... ya sabeis a sobarse la polla.
Bien... seguimos... le entran ganas de correrse pero claro... eso no lo puede hacer porque mancharia sus pantalones y quedaría marca.
No tiene klinex ni nada que lo ayude.


Al final Jorgito encuentra una bolsita de plástico del toner y se le ocurre que como es plástico... la puede poner dentro de sus pantalones entre su polla y aunque se corriera... no mancharia nada, ya que es plástico. Luego lo tira a la basura y listo. Gran idea! Manos a la obra!

Se lo pone... con mucho cuidado de que nadie lo vea... la bolsa con el frotamiento es ruidosa pero como
está él solo en la oficina, no pasa nada.
Se lia a frotarsela por fuera de la ropa mientras ve en la pantalla del ordenador como dos pibones se comen literalmente a un tio.
Empieza a emocionarse y a no se da cuenta que su jefe ha entrado por detrás.. el jefe que se da cuenta que su empleado se está haciendo una señora paja en horario laboral y se cabrea, pero hasta su propio jefe siente verguenza en ese momento y lo deja terminar... que aparentemente ya no iba a tardar mucho mas.
Parece ser que en ese mismo instante el chaval se corre como un animal.... soltando semen a chorros... pero como está la bolsa ni se mancha ni nada. A saber cuantos meses llevaba Jorgito sin mojar el churro.
El jefe que ya no aguanta más el cabreo coge la puerta que la había abierto sin hacer ruido y la cierra dando un portazo para que se entere el empleado que su jefe está dentro y le de tiempo a recomponerse.



En ese momento lo que ocurre es que Jorgito que no se esperaba un ruidazo así se pega el susto de su vida... porque con el tema de la corrida había perdido la noción de lo que ocurria a su alrededor. Así que del susto que se pega coge la bolsa (que sobresalía un poco del pantalón para facilitar luego su extracción) pero con mucha más fuerza de la que había pensado en momento... fruto del susto... y la bolsa sale del pantalón disparada... salpicando de semen a él mismo y a su jefe que estaba detrás.


Imaginaros el cuadro... Jorgito con las pulsaciones del corazón a 220... y semen en la cara... se da la vuelta y ve a su jefe (un señor gordo de 50 años) con toda la cara llena de manchas blancas líquidas... y con una cara de asqueado impresionante.

Bueno señores... esto ha ocurrido de verdad. De hecho se sabe porque el jefe denunció a Jorgito y tuvo que contar todo eso delante de un juez y sus abogados.

A mí la verdad cuando me contaban esto os juro que me descojonaba vivo.

¿Alguna vez vosotros habeis tenido un episodio de verguenza similar o habeis escuchado algo así?

Os recuerdo la forma de contactar conmigo, por si os apetece:
Por email: malagasensual@hotmail.es
Por twitter: @malaga_sensual
Por instagram: malagasensual

¡¡Gracias por leerme!!

2 comentarios :

  1. jajajajaja me he puesto a reir descontroladamente.
    y a ver... algo que me haya pasado asi... no, pues nada más allá de las típicas pilladas de adolescente, pero de ahí en fuera nada relevante...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que toooodos hemos tenido pilladas de adolescentes. jejeje

      Saludos Ceci!

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...