Mi fetichismo: La Lencería

No sabría deciros exactamente desde cuando empecé a fijarme en la lencería femenina, pero os aseguro que desde muy corta edad. Quizás desde los 12-13 años.



La cosa es que de los recuerdos más tempranos que me llegan a la mente son de mi tia (la hermana menor de mi madre). Vino a vivir con nosotros un mes por problemas con los abuelos. Ella tendría 30 años. Yo ya os digo: 12-13 años. Como no había mucho sitio en la casa decidieron poner un colchón en el suelo de mi habitación y dormir yo allí... y cederle mi cama a mi tia. Osea dormía en la misma habitación de mi tia.

Ella era una chica muy alegre, muy feliz, demasiado "extrovertida". De ahí vienen los problemas con mis abuelos (los padres de ella) que no entendían bien el trabajo de ella (camarera en un bar de copas) y la cantidad de amigos con derechos que tenía. Antes se sabía todo.

A mí por ese tiempo me largaban a la cama a las 22.30 de la noche. Mi tia no se metía en la cama hasta las 23.30 o por ahí. Las primeras noches me despertaba sus tacones o por el movimiento en la habitación. Y ella se iba al baño a cambiarse de ropa y demás. Pero con el paso de los días aprendí que si ella creía que yo dormía .. ella se cambiaba de ropa en la habitación. Así que yo como buen niño esperaba pacientemente haciéndome el dormido en la cama hasta que llegara mi tia y se cambiara de ropa en mi habitación. No sólo se cambiaba de ropa. Había cierto ritual que casi todas las noches hacía, sobre todo en semana.

Si ritual consistía en lo siguiente: Se quitaba toda la ropa, iba al cajón habilitado para ella, pillaba su camisón y unos calcetines. Se iba al baño. A los 5 minutos volvía a entrar se sentaba en la cama, cogía cremas y se arremangaba el camisón que tampoco es que fuera muy largo y se echaba crema en las piernas. Se hacía un masaje que solía durar 5-10 minutos. Alguna que otra vez se hacía un masaje en las tetas quitandoselo todo y quedándose en bragas. Eso era lo mejor para mí. Se masajeaba las tetas con mucho esmero y dedicación, pero también estaba el morbo de que estaba en braguitas.
Otras veces con una pinza de depilar se quitaba los pelitos del coño por los lados. Imaginaros como me ponía yo. Os juro que no aguantaba. jeje


Mi tia nunca llevaba tangas. Se ve que no se llevaba tanto. Solía llevar unas braguitas de encaje casi siempre que se le notaba toda la pelambrera de pelitos negros del coño. Se le notaba una zona muy negra por dentro de las braguitas.

Yo miraba de reojo con mucho cuidado para no ser delatado. Ella pensaba que yo dormía. Incluso a veces cuando llegaba al dormitorio me llamaba por mi nombre para ver si yo estaba despierto. Obviamente me hacía el dormido.
Para mí aquello era demasiado. A pesar de ser tan niño mis deseos sexuales ya estaban muy avanzados y aunque aun no estaba preparado para tener sexo, sabía que me gustaban las mujeres, me daba mucha curiosidad y quería saber lo máximo posible de ellas... como son desnudas, a que huelen, como les gusta que las toquen y demás. Aunque yo estaba muy tímido aun para hacer nada.

A lo máximo que llegaba era a masturbarme discretamente debajo de las sabanas mientras ella se echaba crema o después recordándolo y correrme pero apenas expulsando algo de semen.

El caso es que ahí estaba yo, todo jovencito esperando todas las noches que mi tia me diera su espectáculo nocturno. Me aficioné mucho a las braguitas. Solía oler un poco las braguitas de mi tia cuando iba al baño y las dejaba tiradas en el suelo y a mí me excitaba mucho su olor. No se muy bien porqué. Va a ser verdad que al final y al cabo nosotros no somos más que animales algo evolucionados (tampoco mucho).


Desde entonce comencé a preocuparme mucho sobre la lencería de todas las mujeres que tenía a mi mano... madre, vecinas, primas... tias... de todo.
He aprendido mucho sobre la lencería y con el paso de los años mi atracción no a decrecido. Me encanta.

Recuerdo la revista de ropa Venca que siempre traía un par de páginas dedicadas a la lencería. No hace falta que os diga como me entretenía yo viendola. jeje

Mi madre también era mucho de ir en bragas por la casa en verano, pero supongo que vió la cara de salidillo que ponía y cuando crecí dejó de hacerlo.

Es curiosisimo las sorpresas que te puedes pegar al curiosear un poco en el cajón de las bragas de una chica. A veces las mas recatadas tienen cosas increíbles.

Y por lo que he visto no soy el único que curiosea.
Un día no hace mucho se me ocurrió hacer una prueba. Esta temporada pasada decidí invitar a mis amigos a mi casa ver la penúltima carrera del campeonato de Formula 1.
Mi novia decidió dejarnos solos ya que a ella la Formula 1 ni fu ni fá.

Fué un mediodía muy divertido. Ya se sabe que pasa cuando se juntan 5 tios en una casa con cervezas y patatas fritas.
La cosa es que se me ocurrió la idea de dejar un tanguita de mi novia en el baño doblado de una forma que si se tocara, me diera cuenta que ha sido manipulado. Un poco escondido tirado en el suelo pero que se viera a simple vista.


La cosa es que en 4 horas que estuvimos en total, uno a uno fué pasando por el baño a descargar las cervezas, que no fueron pocas. Pues resulta que cuando yo pasé... el tanga no estaba exactamente en su sitio. Es absolutamente seguro que lo habían tocado.
La pregunta es ¿somos casi todos los tios así? ¿nos atraen las braguitas de las mujeres... sean de quien sean? Yo creo que si.
Al menos la prueba que hice fué un acierto.
Me da morbo saber que alguno de mis amigos olió el tanguita para aspirar el olor a coño de mi novia. Quizás las habrá chupado un poco.. no se yo. Y la cosa es que tampoco se quién fué de los 4 amigos que vinieron.
Habrá que seguir investigando. jeje

Si yo contara el dinero que me he gastado en lencería para mi chica os sorprenderiais. jeje Además siempre me ha gustado comprarle de vez en cuando y sin ser una fecha señalada un conjuntito o simplemente unas braguitas sexys. Todo es un morbazo... ir a la tienda... elegir... ver como responden las dependientas... llegar a casa... dárselas... ver como se las prueba y se mira como le quedan. Es un gustazo.
Otra cosa que me pone a mil son los ligueros, pero de eso ya hablaremos otro día.

¿A vosotros que tipo de prenda íntima femenina os pone mas?


11 comentarios :

  1. Yo de pequeño espiaba a todo el mundo. Parecia Chinchán siempre buscando bragas. Estaba obsesionado con las braguitas de mi hermana mayor.

    ResponderEliminar
  2. Una chica madrileña7 de febrero de 2013, 10:15

    Yo también me he gastado muchisimo dinero en lenceria. No me canso de comprar cositas. El problema es el dineral que cuesta a veces, saliendose de los tanguitas de 2 euros del mercadillo.

    Además cuando me visto para salir de marcha me excita elegir la lenceria e imaginar que algun chico va a disfrutar de ella. A veces me pongo hasta cachonda con esa tonteria.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es ninguna tonteria.
      Creeme que nosotros disfrutamos muchisimo desnudando a la chica y ver si su conjunto es sexy.

      Es como abrir un regalo. Igual. jejeje

      Eliminar
    2. hola, a mi me encanta una mujer con una combinacion de encaje, me pongo a 200 ir subiendo ese tipo de lenceria poco a poco. Haria lo que fuese con una mujer asi

      Eliminar
  3. lo que me extraña es que ninguno de tus amigos se llevara el tanga a su casa.

    Lo que tiene comprar la ropa interior a tu chica es imaginar lo bien que le queda puesta ... y lo bien que le queda cuando se la vas quitando despacito

    ResponderEliminar
  4. Respondiendo a varias de tus preguntas te dire… Que si, todos los tios somos así… La verdad, que cuando veo Torrente y como le “manga” las bragas a la vecina y se las lleva escondidas pienso… “joder, es que todos los tios somos como él, pero lo intentamos ocultar”.

    Sobre la lenceria… Para mi, una mujer, con unas medias hasta los muslos… Solamente con eso pueso… es Buffffff… Mas de lo que puedo soportar, jajajaja. Y mi otra gran debilidad son los culotes brasileños… pero esa es otra historia, jajaja.

    Y como nota personal dire… que ahora mismo y casi siempre, voy sin ropa interior, jajaja… Siempre en plan comando, por lo que pueda pasar.

    ResponderEliminar
  5. Felicidades por el blog. Me lo he leído de un tirón.

    ResponderEliminar
  6. Yo de pequeño le cogía los tangas a mi tía y me hacia pajas y me molaba la madre de un amigo a si que le pedí a mi amigo si me podía con seguir las bragas de su madre y un día me las trago no veas como disfrute oliendo y pajeando me. Sigue así crack me gusta mucho tu blog :D .

    ResponderEliminar
  7. Que buen post! Me lo leí de corrido y cómo lo he disfrutado! :D

    Yo también siempre he tenido una fascinación por la lencería sexy, desde muy pequeña! Es que hay cosas tan bonitas! y no pude con mi genio y el fin de semana me compré un body jeje. a ver qué te parece: http://www.sexshop21.com/lenceria/bodys/body-abierto-con-detalle-de-corazon-negro-39377.html

    Me encanta cómo me queda! es súper cómodo y sexy! también vivo enamorada de las ligas, ligueros, las medias de rejilas me encantan.

    Aunque desde hace mucho quiero que mi novio también se ponga algo sexy pero =( no lo logro que lo haga, dice que no se ve bien con esas prendas jaja

    ¿Por qué los hombres no quieren usar lencería sexy para nosotras? Alguien entiende???

    Saludos! voy a seguir leyendo tu blog =)



    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sinceramente me parece un body muy sexy... te pones eso y dejas muy claro que sueño no tienes. jejeje

      Según tú... ¿que lencería podriamos ponernos nosotros? Por curiosidad.
      Yo es que más de boxers de licra pegados marcando o algo así... no se que mas hay.

      Saludos amiga!

      Eliminar
    2. Me gusta tu relato.Yo comencé a usar tangas como a los 14..y yo me las hice con un trozo de braga y unos cordones de zapatos..y vaya como gozaba masturbándome con ellas!!.
      Me gustaría compartir historias con ustedes.
      Mi correo es cortez_luis@hotmail.com.. Saludos..

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...